¿Cuáles son los mejores ejercicios para hacer en nuestro hogar?
Publicado el 25/6/2020
 

El estado de cuarentena que estamos atravesando como país nos ha limitado con respecto a las actividades al aire libre que podemos hacer, pero también nos ha dado tiempo libre. Si sos de las personas que habitualmente hacen ejercicio seguramente ya estés sintiendo la necesidad de moverte. Si no lo sos, esta es la oportunidad ideal para empezar a hacerlo. Aprovechemos este tiempo de ocio para hacer ejercicio y cocinar saludable, y así beneficiar a nuestro cuerpo. En este artículo te contamos cuáles son los mejores ejercicios para realizar desde la comodidad de tu hogar. Intentá destinar un ratito del día para dedicarte tiempo a vos misma y tomá nota de estos sencillos ejercicios: 

Flexiones 

Si no estás acostumbrada a realizar este tipo de ejercicio, empezá poco a poco y andá aumentando progresivamente las repeticiones en tus flexiones. Comenzá apoyando las rodillas en el suelo y cuando ganes más fuerza en los brazos, realizalas con el cuerpo completamente elevando del suelo, con los pies y las manos como único apoyo.

Sentadillas

Para realizar las sentadillas es importante que aprendas a colocar tu cuerpo en la posición adecuada. Posicionate contra la pared para mantener tu espalda completamente recta y comenzá a flexionar las rodillas. Notarás como en poco tiempo y de forma progresiva conseguirás dominarlas. No te fuerces demasiado al principio y verás cómo las siguientes veces te resultará más fácil.

 

Abdominales

Colocá tu cuerpo en posición horizontal en el suelo, si te duele al realizar estos ejercicios, podés colocar una colchoneta para sentirte más cómoda. Es muy importante que tus pies no se mueva y que mantengas la espalda recta mientras levantás el tronco. No fuerces el cuello al incorporarte. De a poco podrás ir incorporando diferentes tipos de abdominales y accesorios a tu rutina de ejercicio.

Abdominales hipopresivos 

Este tipo de ejercicio es cada vez más popular entre las fanáticas del fitness. Para realizarlos debemos pararnos con los pies colocados de forma paralela. Flexionamos las rodillas y colocamos las manos encima de ellas. Aproximamos la barbilla a la zona del cuello y dejamos que el peso del cuerpo caiga sobre los pies. Respiramos de forma muy profunda intentando abrir al máximo las costillas. Tendrás que mantener la respiración durante 10 segundos entre cada inhalación y exhalación. 

Entre sus múltiples beneficios, destaca el hecho de fortalecer y tonificar tus músculos, reducir el contorno de tu cintura, regular tus parámetros respiratorios aumentando tu capacidad pulmonar, prevenir el debilitamiento del suelo pélvico tras el parto y mejorar la salud de tu espalda.


 Dominadas 

A pesar de lo que a primera vista puedan parecer muy complicadas, las dominadas son mucho más sencillas de realizar que cualquier otro ejercicio. Lo único que debés hacer es conseguir una barra de dominadas  que se adapte a tus necesidades y ¡ponerte manos a la obra!

Saltar la cuerda 

Parece un ejercicio sencillo, pero lo cierto es que lo que puede parecer un juego de niños te ayudará a trabajar todos los músculos de tu cuerpo, quemar calorías, desarrollar tus reflejos y mejorar tu equilibrio. Para este tipo de ejercicio solo necesitás una cuerda de saltar.

La plancha 

Este tipo de ejercicio brinda muy buenos resultados y tiene muchas variantes: plancha lateral, plancha con flexión, plancha a una mano y plancha con una pierna levantada. Para hacer una plancha normal, empezá en el suelo, apretá el estómago y procedé a soportar tu peso sobre los codos y las puntas de los dedos de los pies durante 15-20 segundos. La espalda debe estar completamente recta. Procurá no sacar cola, y si te resulta demasiado fácil con los codos apoyados, podés hacerlas con los brazos totalmente extendidos. Es recomendable que usés una colchoneta para hacerlas.

 Zancadas

Para realizar correctamente este ejercicio, debemos colocarnos con los pies juntos y dar un paso hacia adelante doblando las dos piernas hasta que la rodilla de atrás casi toque el suelo y ambas rodillas estén dobladas a 90 grados. Hacé fuerza con los pies y cambiá de pierna con cada repetición. Es un ejercicio unilateral muy útil para conseguir desarrollar la fuerza de las piernas por separado.

Peso muerto 

Este ejercicio es perfecto para fortalecer tu espalda, caderas y piernas. Es fundamental que lo hagas con cuidado y con poco peso hasta que aprendas la técnica correcta. Separá un poco tus pies para que queden a la misma distancia que tus hombros, tomá una barra o pesas con tus manos y bajá tu torso lentamente flexionando levemente las rodillas. No tenés que inclinarte hacia adelante si no hacia abajo, el eje del cuerpo debe mantenerse recto.

Tené en cuenta estos consejos para evitar posibles lesiones: 

-   Intentá calentar tu cuerpo antes de comenzar a realizar ejercicios que requieran más esfuerzo. Para ello, procurá mover bien todas tus articulaciones.

-   Estirar al finalizar tus rutinas es imprescindible para que no sufras ninguna lesión, no olvides este paso, ya que si no estirás correctamente seguramente se puedan dañar tus músculos y tendones fácilmente.

El ejercicio no solo te ayuda físicamente, sino también psicológicamente, ya que supone un reto continuo en el que querrás alcanzar nuevos objetivos constantemente. Te ayudará a mantener tu mente ocupada y tu cuerpo relajado. En nuestra Tienda Online podés encontrar todos los accesorios para comenzar a ejercitar, podés pedir desde la comodidad de tu hogar y te los llevamos a domicilio, descubrilos haciendo clic acá.

 

Fuente:

mejorconsalud.com

nuevamujer.com